Automóvil

 

El mercado automovilístico conjuga una fuerte exigencia de fiabilidad en términos de calidad con

un imperativo respeto de los plazos de entrega.

 

Asocia igualmente tanto aplicaciones y productos más maduros como las juntas de motor o las

bridas de apriete, con los nuevos desarrollos que responden a las crecientes exigencias de los

automóviles del siglo XXI, como en plano medioambiental,  por ejemplo, las células de combustible.

 

El inox de precisión permanece el mejor aliado tanto para el coche actual como para el de mañana.